El mayor genocidio de nuestra historia

ppabortoespana240113A

Nos encontramos ante el mayor genocidio de nuestra historia. En España se están liquidando más de 2100 criaturas por nacer cada semana, unas 300 a diario con dinero pagado por todos los contribuyentes, es de rigor que todo esto y más se conozca, existen otras cuestiones menos importantes que se nos obliga a saber, pero algo tan importante que tiene que ver con nuestra vida, con nuestro futuro, y el de otros no se nos explica, existe una censura aberrante en los medios de comunicación, pero ¿Por qué? porque no interesa, a los gobiernos les gusta controlarte, y que los noticieros hablen bien de ellos, pero que a ellos tú les digas algo ¡Ojito!, han equiparado  a ‘derecho’ la mayor violencia contra la persona humana más indefensa, el bebé por nacer, y se quedan tan anchos, ¿y nosotros?… tarde o temprano pagaremos esta maldad, este horrendo crimen llamado aborto; no se puede ocultar, manipular,  tanto tiempo algo tan escabroso como el mismo.

DESDE 1985-2015 MÁS DE 2 MILLONES DE ABORTOS

El aborto esta amparado bajo una ley perversa e injusta, impuesta bajo la complicidad de los dos grandes partidos políticos en España; PSOE y PP, y son los principales responsables de que el genocidio del aborto se haya ido consolidando en nuestro país. Le despojaron de humanidad al NASCITURUS, (en otros tiempos a la mujer, al negro, al judío) y convirtieron en derecho su ejecución; ante esta gravísima perversidad tenemos la obligación moral de alzar la voz que se les ha negado que se les niega a millones de niños por nacer, y a los miles, y miles que están en peligro cada día en el mundo, y es que resulta más cruel, que los países que se dicen avanzados, primer mundistas, tan modernos, y tan defensores del planeta; clima, animales, se ensañen con su propia especie y no la protejan, esto supera lo inaudito, y hay que despertar. suctionwebsp La sociedad parece aletargada en el tiempo, da la sensación de que espera algo peor para reaccionar, y ante todo esto surgen las preguntas por sí solas; ¿No les resulta cruel, injusto, y terrible el aborto para no reaccionar?, ¿Acaso somos necios, ignorantes para no escuchar a la comunidad científica por ejemplo que confirman que desde la concepción hay una vida única e irrepetible (ADN)?, ¿Es que no basta observar esos  cuerpecitos diminutos hecho pedazos, sacados a trozos del vientre de la madre, y  que encima lo promocionan como algo libre, gratuito, interrupción voluntaria, y etc.?, ¿Es que no aprendemos de testimonios como por ejemplo el de esta joven, en donde explica cómo el aborto destrozó su vida y que un milagro le permite hoy que cuente el horror?… https://youtu.be/5X_EYT-cmss

Los médicos, son los que de manera más directa pueden cambiar y mucho el panorama desolador de este mal llamado aborto, es una injusticia social que se está dando y ellos lo saben. Estos médicos deberían recordar a don Hipócrates, ese juramento, del mismo extraigo en síntesis este párrafo: “Jamás daré a nadie medicamento mortal, por mucho que me soliciten, ni tomaré iniciativa alguna de este tipo; tampoco administraré abortivo a mujer alguna. Por el contrario, viviré y practicaré mi arte de forma santa y pura”. Si viviera hoy Don Hipócrates, sería provida, un gran defensor de la vida, batallaría contra el aborto y la eutanasia. Queridos médicos, y personal sanitario que os prestáis a quitar vidas inocentes, indefensas, tenéis gran responsabilidad, por ende se os exigirá una cuenta mayor de vuestras acciones. ¡Estáis a tiempo! ¡Estamos a tiempo! Ahí lo dejo.

Juramento-Hipocrático

Padres, en especial me quiero dirigir a las madres de las jóvenes, a las que las lleváis de la mano al abortorio, resulta espeluznante que tu propia madre, es decir la abuela/o de la criatura que se va a eliminar sean unos de los principales cómplices en esto, seguido muchas veces del padre, y del esposo, pareja, o novio. Y otros casos los familiares, o amigos que ayudan, colaboran para que ese bebé nunca llegue al mundo. Y no llegará, se lo habéis impedido, y sabéis que está muy mal, en el fondo lo sabéis. En la mayoría de casos, la mujer resulta una víctima más que se salva de este entramado ejecutorio, (algunas veces no) pero el niño o niña por nacer no. La mujer embarazada, está presa de pánico, aveces de dolor, angustia, etc., y todo ello resulta favorable para quienes la empujan al aborto.

amniocentesistriple-p

Los medios de comunicación (muchos) tienen la responsabilidad de informar con eficacia y veracidad, y en el tema del aborto no lo han hecho, han perdido, están perdiendo una valiosa oportunidad para hacer debates serios y profundos sobre el aborto, el mismo que a parte de cargarse ese hijo por nacer, arrastra y deja a miles de mujeres que abortan cada año con sus secuelas psíquicas y físicas, esas mujeres olvidadas con sus dolores, a muchas les gustaría tener un soporte, poder hablar y gritar al mundo lo injusto que es, otras prefieren callar, y hemos de respetar su silencio, su dolor, más las que optan con valentía seguir adelante con sus embarazos a pesar del rechazo de la familia, la pareja, y la misma sociedad, han de recurrir a asociaciones privadas, o la Iglesia para buscar una vida digna para sus hijos y para ellas mismas; es triste que toda esta realidad la eludan los medios de comunicación, y repito, están dejando escapar una gran oportunidad  que podrían haber aprovechado muy bien en sus medios para difundir la verdad, pero parece que no interesa, y creo que es un buen momento para que os cuestionéis, ya que nunca es tarde para rectificar,  ¿Es que no sois libres? ¿Dónde está vuestra ética, eficacia, o veracidad?... atrapada por alguien que pagó muy bien.. ¿O existe algún grupo político que solo quiere que salga al aire lo que le interesa?…, ¿Dónde dejasteis vuestras normas éticas?…parece ser que se esfumaron en otro tiempo.

Es responsabilidad de todos trabajar por erradicar el aborto, una violencia que crece, que es evidente gracias a los avances de la ciencia, es urgente fomentar una cultura de la vida, para dejarles algo digno a nuestra futura generación. ¡No calles este crimen! ¡Reza, habla, actúa!

 

“Inocentes, disidentes, cómplices, o culpables” ¿A cuál perteneces?

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *